lunes, 14 de junio de 2010

La tierra prometida

Free Bird
Lynyrd Skynyrd

la noche por ser triste carece de fronteras
Luís Cernuda


Aquí donde las lágrimas cayeron,
de sal, de azufre, negras e infinitas,
como aves descompuestas
contra el acantilado del olvido,
sus huesos en la música
crujiente de goleta ardiendo lejos
de todas las orillas y sus sombras.

Aquí donde los cuerpos
eran viejas banderas entregadas,
mordidas por el polvo de los años
y se enjuagaban la tristeza en miedo,
el miedo en tedio, el tedio en la vergüenza.

Aquí donde la noche no escuchaba
secretos de un hogar azul posible,
azul muslos con frío,
sino el azar de los paisajes sordos,
los ojos asfixiados en angustia;
donde el amanecer
hacía de los sueños sueños solo,
más inasibles pero sin fronteras,
sin hombros, sin columnas.

Aquí donde todo se corrompía,
horas nonatas, ingles presenciales;
en un idioma de verbos prohibidos,
en una lengua descarnada, aquí
en todos los errores

hemos venido, hemos llegado, hemos luchado,
hemos vencido de momento, amor,
aquí te espero, donde no te exhibas
pero tu aliento tibio
entre las sogas te demuestre
que existes,
que puedes existir
aun sin esperanza.

2 comentarios:

Laura dijo...

Sencillamente precioso.

fireinyoureyes dijo...

uau un aplauso!